Pincha en las fotos si quieres verlas ampliadas.

lunes, 17 de junio de 2013

La Piscina de Jaime


  El Cargadoiro es una pequeña cala a donde los barcos de pesca de Cillero y Viveiro iban al atardecer  a recoger a los marineros de la zona de Escourido para salir a la mar a faenar.

 

  Allí siempre había alguna chalana para acercarse hasta los barcos. Uno de esos marineros de Escourido escavó en uno de los lados de la cala un pequeño habitáculo, le construyó un techo y con una grúa subía y bajaba su barca.


       

  Hace ya muchos años, la colonia veraneante de Covas descubrió el Cargadoiro y lo rebautizó como la Piscina de Jaime (¿Sureda, De Carlos?). Iban allí a bañarse lanzándose al agua desde los múltiples trampolines que tiene y tomar el sol en un prado que había un poco mas arriba.
 Ya no hay chalanas, ni pescadores, el prado está invadido por la maleza, el chamizo no tiene techo ni grua y hay que ir por otro lado porque el camino antiguo ya no existe,  aún así algunos siguen yendo a esta piscina natural a  disfrutar del lugar y darse un chapuzón.


8 comentarios:

  1. preciosas palabras y maravilloso lugar. los recuerdos son lo mejor de la edad y los que vivisteis eso lo disfrutais cada vez que lo recordais. mis recuerdos de la infancia tambien son de los veranos en la playa y de los juegos con mis amigos.

    ResponderEliminar
  2. ¡Qué recuerdos de infancia!
    Ojalá el Ayuntamiento recupere el camino hasta la piscina.

    ResponderEliminar
  3. Soy nieto de la persona que preparó la excavación, cabaña y escaleras (a mano), para guardar las barcas, cabaña que mandó tirar lalgún irresponsable de Costas (con los chalets no se atreven y tienen que justificar sus altos sueldos). Desde luego se pasaron los mejores años de nuestra infancia en este lugar y es una pena que las nuevas generaciones no puedan disfrutar del mismo, tal y como lo conocimos por el capricho de algún funcionario.
    Espero que algún día nos dejen recuperar lo que hizo mi abuelo con tanto sacrificio
    Saludos.

    ResponderEliminar
  4. Qué bonito sitio, a pesar de haberme criado en Vivero no lo conozco. Pero es una pena que se pierda.

    ResponderEliminar
  5. Hola.que maravilla.soy de celeiro y no conozco este sitio.por donde se baja?aunque sea con machete para la maleza vale la pena.haber si pudierais indicarme como llegar,por donde se baja.gracias por enseñarnos estos rincones

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hay que ir hasta la curva de Escourido, según se va desde Celeiro hay unas naves a la derecha, pegada a la parte izquierda de la nave hay una estrecha senda entre maleza que baja hacia el mar, un poco mas abajo hay que ir un poco mas a la derecha y por las rocas llegar hasta la piscina de Jaime. Conviene ir con marea alta o mediada para disfrutar de su esplendor. Que tengas suerte

      Eliminar
  6. Estuve yo esté año por allí y me pareció increíble. Debió de ser maravilloso pasar la infancia en esa zona,es una pena ver esa zona sin actividad, deberían de hacer algo para recuperarlo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Era otra época, casi sin coches, íbamos hasta allí andando o en bicicleta desde Covas, todo estaba mas "civilizado" por pescadores y labradores que sembraban las tierras, ahora la maleza lo invade todo.

      Eliminar