Pincha en las fotos si quieres verlas ampliadas.

lunes, 1 de julio de 2013

Documentos

Anverso
  Reconocimiento de arqueo y navegabilidad del Deseado efectuado en Viveiro el 12 de Agosto de 1933. Importe: 12,20 pesetas. Como se llegó a ese total es una incógnita.

Reverso

     
Anverso

Reverso
    Registro del Deseado el 21 de Noviembre de 1933 donde, además de sus características principales, figura el precio de coste: 450 pesetas. Asisten como testigos; Don Carlos Cortiñas, Don Melitón Cortiñas y Don Vicente Palau, vecinos de Viveiro. Firma el documento el Subdelegado de Marina de Viveiro: Don Manuel Rendueles.
  En aquella época las pesetas todavía eran de plata y tenían su equivalencia en oro. Al cambio serían unos 877 euros actuales, pero un catedrático de Universidad ganaría al mes unas 420 pesetas y un minero unas tres veces menos.

                         

  Declaración de propiedad a nombre de Don Carlos Pedrosa y características del bote, firmada por el Subdelegado de Marina de Viveiro, Manuel Rendueles el 21 de Noviembre de 1933.

Anverso
  Con la misma fecha, Manuel Rendueles, firma el Permiso para Navegar y ejercer la industria de pesca al patrón y tripulantes del Deseado. En el reverso Ramón Pedrosa, hijo de Don Carlos, firma como Patrón el enterado de las advertencias.
 Como curiosidades los distintos arqueos del Deseado que dan los documentos: 1'69Tm en la Inspección de Buques, 1'90 en la Declaración de propiedad y 1,99 en el Registro y Permiso de Navegación. También en la manga hay discrepancias, el Permiso para Navegar da 1,70m., mientras que la Declaración de propiedad y el documento del Registro anotan 1,75. En la eslora (6,20m.), el puntal (0,70m.) y capacidad (2,52) están todos de acuerdo. La carga máxima es de 16 personas y el casco es de madera, concretamente roble  (cuadernas, quilla, sobrequilla y bancada) y pinotea (tablazón).

Reverso
  El primer Patrón del Deseado, Ramón Pedrosa y sus hermanos, Carlos y Jacobo, murieron en 1938,  en la guerra, a los 28, 26 y 25 años. De los varones sólo sobrevivió  el hermano pequeño, Germán,  que sucedió a Ramón como Patrón del Deseado y lo fué durante muchos años hasta que sus sobrinos cogieron el relevo.


  Licencias de pesca y permisos para navegar del Deseado que se renovaban anualmente. El precio: 0,25 ptas.



 Francisco Fernández, Ayudante de Marina de Viveiro, autoriza a Don Carlos Pedrosa y familiares a dedicarse a la pesca recreativa en el Deseado durante el verano de 1941.

      P.D. Las fotos de los documentos nos las ha enviado Germán P-G.

No hay comentarios:

Publicar un comentario